Publicado: 28 de Noviembre de 2017

El Arándano Rojo también muy conocido por su nombre inglés “cranberry”, pertenece a un grupo de arbustos de pequeña estatura, con tallos pequeños que no superan los 10cm, que crecen en las zonas más frías del hemisferio norte, sobretodo en Norte América y Canadá. Tiene una flor de color rosa oscuro y su fruto es una baya inicialmente blanca, pero que al madurar adquiere un color rojo muy intenso. Estas bayas, de sabor ligeramente ácido, son muy ricas en antocianósidos, unos polifenoles que le dan el característico color tinto o rojizo.

Sus propiedades antioxidantes convierten a este fruto en un gran aliado contra el envejecimiento.

Además de los componentes inorgánicos como el agua y sales minerales como el yodo y el manganeso, el Arándano Rojo presenta componentes de origen orgánico, entre los que podemos destacar la glucosa, la fructosa, las proteínas, las ceras, la pectina (fibra vegetal soluble) las Vitamina C y A, los compuestos polifenólicos (agentes antioxidantes, como los taninos) y los ácidos orgánicos (ácido cítrico, málico, quínico y benzoico).

Gracias a su composición, tiene una alta acción bactericida tanto a nivel digestivo (desde la boca hasta el estómago), así como una alta protección contra las infecciones urinarias.

Propiedades y aplicaciones.

La principal virtud que presenta los arándanos es la de mejorar la circulación y proteger la pared de los vasos sanguíneos. Este mirtilo ha demostrado ser útil para prevenir y tratar diversas afecciones tales como:

  • Protege el sistema cardiovascular. Establece el colágeno vascular, facilita la vasodilatación e impide la agregación plaquetaria, lo que disminuye las posibilidades de sufrir afecciones cardíacas.
  • Preserva la vista. Al mejorar la microcirculación ocular e incrementar los niveles de oxigeno y energía en los tejidos del ojo, retrasa o evita la degeneración macular, cataratas, retinopatías diabéticas etc.
  • Cuida la salud bucal. Ya que evita la agrupación de bacterias orales responsables de la placa dental y la enfermedad periodontal.
  • Evita las infecciones urinarias. Sus componentes tienen propiedades antiadherentes que impiden que las bacterias se asienten en las células del tracto urinario.
  • Efecto hipoglucémico. La mirtilina aporta un ligero efecto hipoglucémico, por lo que la ingesta de arándanos rojos es muy útil en la dieta para diabéticos.
  • Antiinflamatorio y antialérgico. Tiene la capacidad de inhibir la liberación de histaminas así como de mejorar la acción de la vitamina C.

A modo resumen destacaremos algunas de las numerosas propiedades que posee el arándano rojo:

  • Son muy antioxidantes.
  • Mejoran la circulación sanguínea y previenen varices, cardiopatías, hipertensión, colesterolemia, trombos, etc.
  • Mejoran la formación de colágeno.
  • Mejoran la formación de glóbulos rojos.
  • Protegen el organismo contra la gripe y otras enfermedades víricas.
  • Tienen acción antiséptica y antibiótica, en especial contra infecciones urinarias.
  • Ayudan a depurar y eliminar la retención de líquidos.
  • Ayudan a mejorar la visión.
  • Mejoran la fertilidad.
  • Ayudan a mejorar el tránsito intestinal.

Formas de consumo.

En las diferentes tiendas especializadas en la venta de suplementos podrás encontrar el arándano rojo en varios formatos.

Este se puede consumir en pastillas o capsulas, en polvo como superalimento y en zumos concentrados.